La Dirección General Marítima a través de su unidad a flote, el ARC “Roncador,” inició las investigaciones que contribuirán a afrontar la erosión costera del Caribe Colombiano. El buque, adscrito al Centro de Investigaciones Oceanográficas e Hidrográficas del Caribe (CIOH), zarpó con destino al Golfo de Morrosquillo, con una tripulación de 32 personas a bordo, entre los que se cuentan los profesionales expertos en el tema.

El ARC “Roncador” es un buque multipropósito que cuenta con equipos de alta tecnología como la ecosonda hidrográfica y el perfilador de fondo marino, que permiten visualizar sus características y conocer el tipo de sedimentación que se extraerá y dispondrá para el análisis.

“Realizaremos estudios batimétricos, es decir un levantamiento con equipos especializados como el ecosonda, para conocer el perfil del fondo marino, la configuración de su relieve. Conoceremos si este relieve es de lodo, rocoso o arenoso. Evidenciaremos el tipo de sedimentación que puede extraerse para rellenar las zonas erosionadas del Caribe colombiano”; aseguró el Capitán de Fragata César Iregui Quevedo Comandante del ARC “Roncador”.

Estos estudios permitirán determinar los pasos a seguir en la recuperación de las playas del Caribe Colombiano. De la misma forma, durante el recorrido se fondeará una boya de oleaje para monitorear el comportamiento de las olas y otros parámetros físicos del océano, necesarios en la predicción de fenómenos metoceánicos adversos que pueden afectar a las comunidades aledañas.

Los estudios batimétricos que realizará la unidad durante los 20 días que permanecerá en alta mar, servirán para la actualización de las cartas náuticas que se ofrecen al gremio marítimo nacional e internacional.

ima1

ima2

ima3

CONTACTO
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.